Reciclar es una decisión, de eso no hay duda. Basta con imaginar que se debe establecer un lugar especial para arrojar los residuos sólidos que podrán ser reutilizados en otros productos   e industrias, descongestionando así los rellenos y generando múltiples empleos que benefician a familias que sustentan sus necesidades en este gran oficio.

Paso 1 – Aprender qué sí reciclar

  • La información clave está en establecer qué se puede reciclar: papel de oficina, revistas, cajas de cartón, cajas de cereales y productos pequeños,
  • Se puede reciclar además: bolsas de plástico limpias de productos en general, botellas de agua, gaseosa, jugos, aceite, leche, latas de comida.
  • Empaques de vidrio (menos espejos rotos).

Paso 2. Comprender qué no se puede reciclar

  • Calcomanías
  • Vidrios rotos
  • Espejos
  • Aerosoles
  • Cerámicas
  • Desechos sanitarios
  • Envolturas de dulces y galletas

Paso 3. Un lugar para el reciclaje

  • Es conocido que ahora los espacios de los hogares son pequeños. Se recomienda tener dos lugares, uno donde se deposita los reciclable y otro para el resto de residuos. Serán dos canecas o bolsas.

Paso 4. Recolección y reciclaje

  • Esta labor está a cargo de las rutas y empresas encargadas de realizar la recolección en su zona de la ciudad. Actualmente Ruta de Aprovechamiento tiene su servicio de rutas selectivas que permite tener una cobertura y seguimiento en la prestación del servicio para recoger el material que será de vital importancia en el cuidado del planeta.

Consejos para reciclar en casa

  • Defina espacios para ubicar el material que se recicla y el que no.
  • Mantenga una lista visible de los residuos sólidos que van para el reciclaje
  • Verifique que cada miembro de la casa comprenda la información sobre la separación de desechos, hágalo de manera agradable, con buena energía.
  • Antes de poner botellas y latas en la cesta correspondiente, asegúrate de eliminar los residuos.
  • Siempre manténgase animado sobre los resultados positivos de este oficio
  • Cuéntele a sus vecinos y familiares sobre la nueva práctica en casa y oficina

Con estos pasos y recomendaciones, en una semana todos ya habrán dado un avance importante en la labor de cuidar el planeta y los efectos positivos que esto tenga sobre la vida humana.